A iniciativa del Servicio Local de Protección Civil, y de la mano de la fundación Nueva Cultura del Agua, los ayuntamientos de Puente Genil y Madridejos (Toledo), participan en el proyecto SeGuía para el desarrollo de una guía metodológica para la elaboración participada de planes de gestión de riesgo por sequía en pequeñas y medianas poblaciones en escenarios de cambio climático.

El proyecto SeGuía tiene como objetivo actualizar, adaptar y mejorar el conocimiento sobre la gestión de riesgos por sequía en pequeñas y medianas poblaciones en España, implicando a las partes interesadas y autoridades competentes en el diagnóstico de necesidades y fortalezas, para facilitar el aprendizaje y construcción de capacidades sociales para su gestión. Los municipios de Puente Genil y Madridejos son los casos de estudio a partir de los cuales se desarrollará y aplicará la metodología propuesta. El proyecto cuenta con financiación de la Fundación Biodiversidad.Una información de GRUPO COMUNICA (Hazte con nuestras ofertas de Reyes en el tfno, 957601002 y Avda. Manuel Reina, 73).

Para ello, se han venido realizando visitas de campo a ambas localidades con el fin de desarrollar el diagnóstico técnico de sus sistemas de abastecimiento y hacer una primera identificación de la vulnerabilidad de dichos municipios a los riesgos por sequía, algo de especial interés en estos momentos de escasez pluviométrica.

Durante las visitas de campo, el equipo técnico de la FNCA conoció las instalaciones de captación, depósito, tratamiento y depuración de aguas, con el objetivo de realizar un diagnóstico del sistema del ciclo integral del agua en cada municipio. En el caso de Puente Genil, se reunieron con la concejala de Medio Ambiente y Servicios Básicos, Loli Franco, el responsable de Protección Civil de la localidad, Rafael Gálvez, y el gerente y personal técnico de la empresa municipal EGEMASA, así como el responsable de la gestión del servicio del ciclo urbano del agua, Francisco Cabezas y Francisco Montero, respectivamente.

Las visitas de campo también sirvieron para planificar los talleres participativos que se celebrarán en sendos municipios en febrero de 2018. Dichos talleres servirán para identificar las vulnerabilidades y fortalezas sociales, institucionales e hidrológicas, frente a los riesgos por sequía, y avanzar en una posible definición de medidas a adoptar para minimizar dichos riesgos.

Como objetivo final, el Ayuntamiento de Puente Genil, tras conocer la evaluación y valoración de los datos e información actualizada sobre el abastecimiento, se dotará de un plan específico por el riesgo de sequía, así como ser municipio piloto y ejemplo para otras localidades que deseen contar con esta planificación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here