Entre el lunes 14 y el 20 de marzo la DGT llevará a cabo una campaña de control sobre el uso del cinturón

0
1480

No llevar puesto el cinturón de seguridad en el vehículo es la segunda mayor causa de muerte en carretera, después del exceso de velocidad, pero por delante del alcohol al volante. Según publica el European Transport Safety Council en el Ranking EU Progress on car occupant safety, en 2012 un total de 900 personas podrían haber sobrevivido si el 99% de los ocupantes lo hubieran llevado puesto.

En las carreteras de Córdoba, si bien el uso del cinturón y de los sistemas de retención infantil es superior al 99%, en las vías urbanas se produce en un 95,8% en el caso del cinturón y en un 91,1% en el caso de los sistemas de retención infantil. Esto supone que 9 de cada 100 niños y 4 de cada 100 adultos van desprovistos de una sujeción adecuada.

Para intentar llegar a ese pequeño porcentaje de personas que todavía no utiliza este dispositivo de seguridad y evitar víctimas por no llevarlo puesto, la Dirección General de Tráfico pone en marcha desde este lunes 14 de marzo y hasta el domingo  20 una campaña de concienciación y vigilancia del uso del cinturón de seguridad y de los sistemas de retención infantil. En esta ocasión se prevé controlar 12.000 vehículos.

Los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil junto con las distintas policías locales que se suman a la campaña, intensificarán los controles tanto en las vías urbanas como en las interurbanas para comprobar que todos los ocupantes de los vehículos hacen un uso correcto de dicho dispositivo.

En 2014, en vías interurbanas, el 23% (171) de los fallecidos usuarios de turismos y furgonetas no utilizaban el cinturón de seguridad y en las vías urbanas no lo llevaban 23 de los 76 fallecidos. En lo referido a los heridos hospitalizados en vías interurbanas no utilizaban cinturón el 9% y en las urbanas el 17%.

Llevar puesto el cinturón de seguridad es simplemente elegir no morir innecesariamente en la carretera. A 80 km/h un choque frontal sin llevar puesto el cinturón de seguridad, suele llevar aparejado resultado de muerte o lesiones graves.Reduce hasta un 50% determinadas lesiones tanto del conductor como del pasajero en caso de accidente.Complementa la eficacia del airbag, ya que este dispositivo por sí solo no es eficaz y ha sido pensado para funcionar de forma complementaria.En un impacto frontal, la probabilidad de que un ocupante de los asientos de atrás golpee mortalmente a otro pasajero de los asientos de delante puede ser de hasta 8 veces mayor.Reduce hasta cinco veces la posibilidad de resultar herido grave o muerto en accidente en casco urbano si se lleva puesto.

Por último, no llevarlo supone una infracción grave que tiene aparejada una sanción económica de 200 euros y la retirada de 3 puntos del permiso de conducir.

POR SEGURIDAD, LOS MENORES EN LOS ASIENTOS TRASEROS

Al igual que no todos los adultos hacen uso del cinturón de seguridad en sus desplazamientos, con los menores ocurre lo mismo. No siempre son sentados y anclados correctamente en sus sistemas de retención infantil.

En 2014, 2 de los 14 niños menores de 12 años fallecidos  que viajaban en turismo o furgoneta no llevaban ningún dispositivo de seguridad en el momento del accidente, ni 9 de los 82 heridos graves, ni 107 de los 2.724 heridos leves. Estas cifras llevan a la DGT a seguir insistiendo en la responsabilidad de los adultos para transportar a los menores de manera segura y a priorizar la seguridad de los mism

Asimismo, para aumentar la seguridad y la protección de los menores y reducir la gravedad de las lesiones que pudieran  sufrir en caso de accidente, se ha modificado  también la norma que lo regula, de modo que desde el 1 de octubre pasado, además de que los menores de edad de estatura igual o inferior a 135 cm utilicen un sistema de retención infantil homologado y debidamente adaptado a su talla y peso, deberán situarse en los asientos traseros, excepto:

  1. Cuando el vehículo no disponga de asientos traseros
  2. Cuando todos los asientos traseros estén ya ocupados por otros menores de las mismas características
  3. Cuando no sea posible instalar en dichos asientos todos los sistemas de retención infantil.

En caso de que ocupen los asientos delanteros, siempre deben ir con el sistema de retención adecuado a su peso y talla y si el vehículo dispone de airbag frontal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.