El equipo de gobierno socialista en el Ayuntamiento de Puente Genil acaba de aprobar  el presupuesto municipal para 2018 en solitario ya que el PP (4) e IU (3) han votado en contra.

La concejala de Hacienda, Desarrollo Económico y Recursos Humanos, Verónica Morillo, ha informado que el presupuesto es de 25, 4 millones de euros , un 5,5% menor que el anterior. Y en el consolidado se incluyen las empresas públicas de Egemasa y Sodepo, así como la Fundación Juan Rejano y asciende a 26,3 millones de euros. Unas cuentas que equilibran los ingresos y gastos. Un presupuesto- dijo Morillo- que “cumple con la estabilidad presupuestaria y financiera que nos indica el gobierno central”.

En el capítulo de gastos se dedica a personal (8,1 millones), gastos corrientes (7,2) y transferencias corrientes (6,3 millones). En el de ingresos, por impuestos directos se prevé ingresar (8,7 millones); por tasas y otros (3, 8 millones)  y por transferencias corrientes (10 millones). Toda la información en NOTICIAS- GRUPO COMUNICA. 

El presupuesto para 2018, “tiene un carácter fundamentalmente inversor y social, está dirigido a cubrir las necesidades de los ciudadanos”. Para inversiones, el documento destina un 10%. Y un 17% a gasto social. La deuda pública es de 8,9 millones. Por áreas,  destinarán un 9,3% a Seguridad Ciudadana y movilidad incluye la convocatoria de cuatro plazas que quedarán vacantes. El 14% para urbanismo en la que se contempla la terminación de calle Aguilar, incluido el colector, así como el incremento de nichos y la actuación en el Cerro de los Poetas.

A Egemasa destinan 4 millones de euros, buena parte de ellos para inversiones en parques infantiles del casco urbanos y aldeas. En igualdad, el documento contempla la contratación de una psicóloga. Y en el área deportes destinan el 50% a inversiones, de esta cuantía 563.000 para la primera fase del nuevo pabellón.

El PP votó por primera vez en contra. Según explicó su portavoz, Antonio Pineda,  por la ausencia de algunas propuestas de este grupo “podrían haber recogido un tanto por cierto, no podemos seguir confiando”. Los populares destacan como principales escollos, “la forma de contrataciones en Festejos” , así como “falta de un plan estratégico para Egemasa” o las carencias del polideportivo municipal fechado en 1982 y que a pesar de que se va a construir uno nuevo, su construcción se prolongará durante tres años. Pineda manifestó que su grupo “no está de acuerdo en que se mantenga la productividad” a los trabajadores. De la Sociedad de Desarrollo (Sodepo) apuntó que “no hemos visto el cambio desde la contratación del gerente”. Pero sobre todo, puso de manifiesto la ausencia de sus propuestas en el documento como la actuación en la calle Montalbán, la creación de un vial de la Galana o dotar de partida presupuestaria a Protección civil.

Izquierda Unida volvió a votar en contra  por una serie de causas, cabe destacar la intervención en materia de subvenciones a colectivos.  Jesús David Sánchez criticó que sólo una cuarta parte de las ayudas están sujetas a convocatorias públicas , el resto “a dedo”. Y citó como ejemplo, frente a los 40.800 euros que destinan a cuatro asociaciones sociales,  Asobal de Balomnano percibe 73.000 euros y el club de fútbol 58.000 euros. Es decir, 21 colectivos perciben ayudas sin concurrencia pública y 261 tienen que conseguirlas mediante este sistema.

Criticó la política socialista en turismo como motor de desarrollo y que en este documento “la cultura es la gran víctima”. Resaltó el portavoz de izquierdas el descenso en un 8% de la partida para la conservación de colegios. Y, añadió Sánchez, que además el presupuesto no contempla ningún Plan de Vertidos al Genil como proponía esta formación política, ni líneas de ayudas a los necesitados para pagar el IBI,  ni pone en marcha la Oficina de la Vivienda. Ni tampoco garantiza que la gestión del servicio de agua pasará a manos públicas.

El alcalde, Esteban Morales, ha dicho no entender los votos negativos del PP y con los gestos que ha hecho la oposición en otros momentos “que les honran”,  hoy plantean los votos “ en contra porque no entienden el apoyo a protección civil o son insuficiente el arreglo de servicios al Miguel Salas…” , citó como ejemplos, en tono irónico. Al tiempo que explicó que en el presupuesto” hay semillas” para la puesta en marcha de muchos proyectos, por eso “pensaba que el PP ,al menos,  iba a abstenerse”

Recordó que el PSOE nunca votó en contra a un presupuesto de Izquierda Unida porque “eran conscientes de las dificultades del momento y de los escasos recursos de los ayuntamientos”. Este año en cambio, -dijo el alcalde- “ podremos licitar por unos 700.000 euros frente a los 120.000 “de risa” de otros ejercicios…” Por todo eso “me entristece” los votos negativos. En definitiva “esperaba que compartiera lo importante del presupuesto”, en referencia a los cuatro ediles del PP.

Con respecto a Izquierda Unida “no nos sorprenden, es su estrategia y siguen con los mismos discursos”. Aclaró en relación a su política de subvenciones que los que más perciben en su conjunto de representan a más de 5.000 personas, como el blues o las encajeras de bolillo. Morales ha dicho que la “ concurrencia pública beneficia a quien sabe redactar muy bien , frente a otros que a lo mejor se les pasó el plazo y eran muy interesantes”, en definitiva  “la participación ciudadana debe dar un paso diferente”.

Y concluyó ,el regidor local que este presupuesto  “a pesar de no haber subido los impuestos mantenemos los servicios de calidad como la limpieza y hacemos un esfuerzo enorme para la mejora de la ayuda a domicilio”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here