Nueva jornada de liga en el grupo II de 1ª Andaluza y nueva final para el Salerm Puente Genil que jugará el domingo a partir de las 12:00 su octavo derbi de la temporada, en este caso en Pozoblanco ante un rival directo en la pelea por el ascenso a División de Honor.

Poco o nada tiene que ver este Pozoblanco con el que se enfrentó a los pontanenses allá por el mes de septiembre del año pasado cuando en la jornada 3, consiguieron asaltar el Manuel Polinario, tras derrotar a los de Juanmi Puentenueva 0-1 con un solitario tanto de Sancho a los 34 minutos de partido. Aquel encuentro, fue uno de los peores que ha jugado en su estadio el equipo pontanés, que también ha mejorado mucho su juego con respecto al inicio de la temporada.

Un Pozoblanco que ha sufrido muchos cambios en estas 19 jornadas de liga. El más importante en el banquillo, con la llegada de Rafa Carrasco que sustituyó a Mario Rojas tras la goleada encajada ante el Pilas en la quinta jornada. Con el nuevo entrenador, el equipo pozoalbense suma 24 puntos en 14 partidos y se ha conseguido situar cerca de los puestos de ascenso a División de Honor con 29 puntos, uno por encima del Salerm Puente Genil y a solo un punto de Morón y Lora que están igualados en el séptimo puesto de la tabla con 30. También ha contribuido a esa mejoría en juego y resultados la llegada de un veterano como Sarmiento, que de la noche a la mañana cambió el banquillo del Ciudad de Lucena, para calzarse las botas y fichar por el Pozoblanco. Desde entonces, es un indiscutible en el centro del campo de los del Valle de los Pedroches. Y arriba, otras dos incorporaciones que se han producido durante la temporada, las de Yuma (ex jugador Espeleño y La Voz) y Dani García, éste último debutó con gol la semana pasada en el 5-0 que le endosó al Montalbeño en casa. Ambos tienen todas las papeletas para partir de inicio y completar una gran delantera con Valentín, el hombre gol del Pozozblanco. Se trata por tanto de un rival muy peligroso y con jugadores experimentados en todas sus líneas.

El Salerm Puente Genil, por su parte, también llega a este partido con la moral alta tras la goleada a la Peña Deportiva Rociera por 4-1 en uno de los partidos más completos de los pontanenses en lo que va de temporada, demostrando una gran solidez defensiva y recuperando la efectividad arriba que había perdido en los dos primeros partidos del año y que saldaron con una derrota ante el Estrella (1-0) y ese empate inesperado ante el Montalbeño que dejó muy tocado al equipo. O eso parecía, porque el domingo pasado los de Puentenueva, se resarcieron y de qué forma con la goleada ante la Rociera, uno de los equipos punteros del grupo.

A priori, será un partido igualado donde los pequeños detalles decantarán el choque de uno u otro lado y el equipo que esté más acertado en las dos áreas sea el que se lleve una victoria que les podría meter entre los siete primeros, dependiendo del resto de marcadores.

En el capítulo de altas y bajas de ambos equipos, Rafa Carrasco no podrá contar con Carlos Moreno (sancionado) además de Migue Márquez y Sancho, lesionados. En el Salerm Puente Genil, todo parecía indicar que la enfermería se podría vaciar al completo con las recuperaciones de Javi Barcos, Edu Chía y Pepe Rey pero en el entrenamiento del martes, cayó lesionado Miki con un pinchazo en los isquiotibiales y que le convierten en seria duda para el domingo. A la baja de Miki, se podría sumar la de Raúl Santaella, aquejado de un proceso gripal. Será un partido especial para el técnico del Salerm Puente Genil, ya que se enfrentará al equipo de su localidad natal, Pozoblanco.

El encuentro que se disputará el domingo a las 12 de la mañana en el Municipal de Pozoblanco, será dirigido por el colegiado de Linares, Rodríguez Soto

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.